viernes, 24 de agosto de 2007

Sicko, una película de terror

No, no se trata de la tipica película plagada de adolescentes que en la habitual excursión conjunta para dar rienda suelta a sus hormonas van a ser aniquilados por un psicopáta con una hacha descomunal. Sicko es el último documental rodado por Michael Moore en el que se hace una peculiar revisión del sistema sanitario estadounidense. Y su visionado es aterrador.

Hasta ahora he visto todos los documentales filmados por Moore y hay que reconocer que el tipo sabe ser efectivo. No importa que en ocasiones recurra a la manipulación pura y dura o que en algún que otro momento le pueda el lado sensiblero. Para mi son más importantes otras cualidades, las buenas, que las tiene y sobre todo los temas que elige. En este caso se trata de un amplio muestrario de las "bondades" del sistema sanitario made in USA.

Así, vemos gente hipotecada de por vida al tener que hacer frente al seguro médico o enfermos crónicos de más de 70 años que tienen que seguir trabajando para pagar sus medicinas. Y estos son los afortunados. Otros, millones se quedan en el camino. Una niña muere porque una sala de emergencia hospitalaria se niega a atenderla al no cubrir el seguro de su madre los gastos médicos. A otro chico el seguro le pone mil y una pegas para no proporcionarle un tratamiento para el cáncer alegando que es experimental... Y también fallece.

El catalogo de atrocidades que se cometen en un sistema sanitario que deja a cerca de 50 millones de personas fuera de juego podría dar para rodar una serie sobre el tema. Lo curioso del caso es que en todas las películas y series que nos llegan del otro lado del charco rara vez vemos al protagonista sufrir desgracias de este tipo o ni siquiera pagar por la factura del hospital. Ese es un dato que siempre nos escatiman.

La parte que más polémica ha generado es la comparación de la sanidad en EE.UU con la de Canadá, el Reino Unido o Francia. Y el sarpullido ha salido con Cuba. Y aqui precisamente es donde tal vez el amigo Moore patina. Siempre se le va la mano vanagloriando algunas cosas que no creo que sean como el las presenta. Y después de ver todo esto, me cuesta creer que en un país como EE.UU, tan atractivo para mi en muchos aspectos, puedan suceder cosas como las que salen en el documental. Pero lamentablemente suceden. Espero ver pronto el que ha rodado Spike Lee sobre el Katrina en New Orleans. Otra bochornosa historia made in Usa. Qué pena.

12 comentarios:

grace dijo...

Creo que Moore, con todos sus posibles fallos, ha sabido encontrar el camino para llegar a la gente, tanto a los que le son afines como a los que le detestan. Sabe como hacer que hablen de él y eso hoy en día es fundamental.

Jim Garry dijo...

Certera observación, Grace. Y añadiría que hasta de las situaciones más horrorosas sabe sacar humor.

Besos.

Nuala dijo...

No creo que se le vaya la mano comparando la sanidad en Cuba con la de EEUU. En Cuba, con todo lo malo que pueda tener la dictadura, hay una sanidad pública que ya quisieran los americanos. No tendrán muchas medicinas, les faltará de casi todo pero tienen los mejores hospitales y los mejores médicos. Gratis.

El documental adolece de todo lo dicho, pero la sanidad norteamericana es escandalosamente escalofriante. Me quedo con la mujer a la que el seguro médico no quería pagarle la quimioterapia por ser demasiado joven para tener cáncer.

Jim Garry dijo...

Estoy de acuerdo contigo Nuala. Ya se que la sanidad en Cuba es universal. Pero curiosamente cuando Moore indica en que puesto está la sanidad americana, el 37, si te fijas, la de Cuba está peor, en el puesto 39.

Y al parecer en Cuba la sanidad aunque sea universal no se ofrece en las mejores condiciones. Lo que sale en el documental parece ser que no es lo que los cubanos reciben. Eso no quita para que por supuesto en EE.UU es una mierda, un escandalo.

Las comparaciones son más realistas, cuando lo hace con Europa Occidental.

Möbius el Crononauta dijo...

Estaba al tanto de este documental, ¿se ha estrenado ya?
Desde Roger and Me creo que Moore ha logrado un estilo muy personal a la hora de rodar documentales, no sé si creará escuela pero desde luego creo que ha ayudado a popularizar mucho el género.
Ojalá fuera más objetivo, no sé hasta que punto manipula lo que nos ofrece, pero no creo que en realidad tenga necesidad de ello.
Los Estados Unidos son un país muy peculiar, y juzgarlo desde nuestro punto de vista resulta muy difícil.
Aunque estoy de acuerdo en que es enfermizo que la primera potencia mundial tenga un sistema de salud así de injusto.
Bueno, cuando lo vea ya me extenderé más.
Saludos.

Jim Garry dijo...

Hola Mobius: Creo que aqui todavia no se ha estrenado pero ya sabes circula por la red. Te lo recomiendo.

Es verdad que EE.UU son un pais peculiar, a mi me apasiona y al mismo tiempo suceden cosas que no entiendo. Una de ellas es el penoso sistema sanitario que tienen... Claro que culturalmente: música, cine, literatura es el país que más me atrae.

Saludos.

günner dijo...

A mí me gusto mucho Bowling pero con Farenheit se le vio demasiado el plumero demócrata,demasiado parcial pa mí gusto.Leí por ahí que se esta haciendo un documental,por parte de directores de izquierdas(eso es importante),en el que se habla de los métodos no muy lícitos que usa Moore en muchos casos.tiene una pinta cojonuda!saludos.

Jim Garry dijo...

Pues si que tiene buena pinta ese documental sobre los métodos de Moore. A ver si sale!

Saludos.

Míster Chesnutt dijo...

Creo que a Moore se le va la mano con la demagogia generalmente; evidentemente nuestra sanidad le da mil vueltas a la americana, sobre todo si no tienes muchos recúrsos, pero si yó fuera Moore también podría hacer un documental así en España, con la gente que se ha muerto en lístas de espera, los que han entrado para cualquier tontería y han salído con los pies por delante... me parece que Moore para ser efectívo es demasiado efectísta, y acaba siendo poco riguroso.

IÑIGO ITURBURU dijo...

Yo también soy un seguidor de Michael Moore, pero hay otros documentalistas que no se quedan atrás.

Os pongo este links donde podréis visualizar documentales que ponen la carne de gallina, igual os gusta alguno

http://www.naranjasdehiroshima.tk/

http://quomodo.blogspot.com/

Jim Garry dijo...

Gracias Iñigo! Allá voy. El género documental cada vez me gusta más. Todavía no he visto el de Spike Lee sobre el Katrina y tengo mucha curiosidad. Lo has visto?

Saludos.

IÑIGO ITURBURU dijo...

Perdón, quizás no sea el sito adecuado pero ando obsesionado con un film de 1983 que no encuentro por ninguna parte.
Se titula Tender Mercies, fué dirigida por Bruce Beresford y protagonizada por Robert Duvall en el papel protagonista.

Aquí se tituló Gracias y Favores.

No se si la conocerás, es un drama sobre un cantante Country alcohólico.

Tuvo varios premios y repito que no la encuentro en ningúna tienda.

Menuda chapa eh? Es que me tiene obsesionado desde hace años y Joseba me comentó que tu dominas bastante el tema cine...