miércoles, 11 de marzo de 2015

Tramp Art, documental sobre Marah

Este año sin fecha de estreno confirmada o al menos yo no lo ha encontrado se podrá ver el documental Tramp Art sobre Marah realizado por tres seguidores de la banda que siguieron sus pasos en la gira de reunión con Serge en 2011. Tres catalanes, supongo que presentes en aquel concierto del que tanto se habló de Mataró en 2005 y que siguen rendidos antes los chicos de Philadelphia. El menda aunque sólo sea por los viejos tiempos tiene mucha curiosidad por ver esta obra.

Hace ya casi diez años que Marah vinieron por primera vez a tocar a España. Su primera gira fue recién editado If you didn´t laugh, You´d cry. Y pronto se ganaron una buena base de seguidores. Los que asistían a sus conciertos hablaban maravillas de ellos. Recuerdo que un colega de mi pueblo con el que solía intercambiar música me comentó que les vio en un concierto en Santoña y le encantaron. Y eso que a Jorge no era el tipo de música que más le gustaba. Otros dos o tres más me hablaron maravillas de aquel show al igual que otros lo hicieron de sus conciertos en Mataró. Pronto se ganaron una pequeña pero bien merecida fama que afortunadamente pude comprobar en varias ocasiones.



Tanto  Ruta 66 que les colocó en portada el primer mes de 2008 como Popular 1 que les realizó unas cuantas jugosas y largas entrevistas se volcaron con ellos y la relación de la banda con el personal de estos lares rozó lo idílico dentro de un marco más o menos underground. No es que llenasen pabellones ni nada por el estilo pero recuerdo sus dos últimas veces en el Antzoki de Bilbao con el garito a reventar y las expectativas por todo lo alto. Como sucede siempre a algunos no les parecían para tanto y otros seguían cada uno de sus pasos con devoción. Me sitúo en el segundo bando. Las cuatro veces que tuve la fortuna de verles en directo me lo pase pipa.



La primera en mayo de 2006 en la Sala Azkena de Bilbao fue la mejor. Uno de los conciertos más divertidos y entusiastas que he visto en mi vida. A partir de ahí les presté mucha más atención y me sumergí gustoso en su música devorando Kids in Philly, 20000 streets under the skyIf you didn´t laugh, You´d cry... Tres fantásticos discos. En 2006 tenían la mejor formación de su corta historia y parecían invencibles. Los hermanos Bielanko, a las guitarras y las voces tenían un apoyo inmejorable en Kirk Barber Henderson al bajo, Adam Garbinski a la guitarra y Dave Peterson a la batería.  Su show en el Festival Azkena de ese mismo año también fue caótico y sudoroso bajo un imponente sol en la campa de Mendizabala. La última vez que les vi presentaban un disco más flojo que los mencionados y tanto Garbinski como Peterson, como Henderson habían dejado la banda. Poco después lo haría Serge y les perdí la pista.

En 2011 Serge volvió a la banda y se juntaron para unos cuantos conciertos por España el país donde habían conseguido mayor repercusión. Mis colegas les vieron en Muskiz en una sala por ahí perdida y me dijeron que daba pena verles. No eran ni la sombra de lo que fueron. Tanto Life is a problem como Mountain Minstresly of Pennsylvania  no parecen recuperarles para la causa pero como he comentado les he perdido la pista. En cualquier caso prevalece lo bueno, lo excitante que fue verles en directo aquellos años y tres discos de estudio que no me canso de escuchar.  






5 comentarios:

Addison de Witt dijo...

Pues hemos coincidido en algun bolo de ellos, ARF y dos en Antzoki, yo también les vi en Luna Lunera que por la lluvia se suspendio y terminaron tocando bajo los porticos en la plaza del pueblo, en la calle un tema ellos y otro Vetusta Morla, fue la pera.
tengo curiosidad por el disco claro, pero como dices hoy no parecen la sombra de aquellos de hace 10 años.
Saludos.

Jim Garry dijo...

Addison de Witt: Lo que van a editar es un documental. Seguro que habremos coincidido en unos cuantos conciertos en el Antzoki e incluso en el basket

Sex, love and rock´n soul

ander dijo...

coincido contigo en los primeros conciertos que vimos de esta banda, se convirtio en una de nuestras favoritas, no recuerdo ninguna otra banda con tal diferencia entre el disco y el directo, en cuanto a velocidad y actitud, gustandome ambos formatos por igual, era increible verles en directo. El concierto de muskiz fue de navidad, tocaban villancicos, y estuvo bien, fue especial, pensaba que estabas tb tu, pero para mi el punto de inflexion fue el luna lunera, que a pesar de estar genial , por el entorno, por la actitud, musicalmente ya no eran lo que eran, y despues cuando volvieron con el hermano perdido, me volvi a ilusionar, hasta que les vi, tocando la turuta y borrachos, eso tb lo hago yo, jejeje, aunque seguian manteniendo la actitud rockera y todos mis respetos, eso ya no era ni una sombra de lo que nosotros hemos visto. De todos modos volvieron al azkena con otro formato, con un niño que tocaba el violin, otras canciones, y ... joder me volvi a reconciliar con ellos, que son grandes musicos de eso no hay duda, hay que pillarles en el buen momento, y aunque no sea asi, seguro que tb los disfrutas
rock on

Jim Garry dijo...

Ander: Aupa muchacho. Primero gracias por el comentario y la aclaración, pensaba que lo de la turuta y eso fue en Muskiz. Mezclé las fechas. Sin duda las primeras veces que les vimos fueron muy especiales. Y me quedo con la pequeña esperanza de que la última vez que les viste te reconciliaste con ellos. Tal vez vuelvan. De hecho creo que Serge Bielanko se acaba de divorciar y tal vez vuelva a la banda... Quién sabe

Sex, love and rock´n soul

sammy tylerose dijo...

Precisamente, esta mañana, sin venir a cuento, me ha venido a la cabeza lo grandes eran Marah, joder! Mira que he visto ¿cientos? de conciertos, pero como los recitales de Marah a mediados de la década pasada, pocos. No estuve en Mataró -algunos colegas, sí- pero si en sus bolos en Bikini, Apolo y en ese Azkena que citas ... fueron inolvidables. Eran imbatibles!